La primera Palma estuvo en Sa Vall

Palmae Urbis

La actual capital de Mallorca recibió su nombre de Palma a principios del siglo XVI (concretamente en 1520) cuando el renacimiento y por tanto el regreso al mundo clásico ya había tenido un gran empuje alrededor del mundo desde el siglo anterior.

De hecho, hasta entonces y desde la época medieval, la actual capital se llamaba Ciudad de Mallorca, y anteriormente en época musulmana era conocida como Medina Mayurca. Del nombre anterior a esta época musulmana, no se tiene ninguna prueba ni material (estela funeraria) definitiva, ni mucho menos escrita.

Tan sólo tenemos los restos de una ciudad romana de la que nadie conoce su nombre con certeza, y que desgraciadamente no ha sido debidamente excavada y expuesta al público. Uno podría aventurar que efectivamente los eruditos del siglo XVI acertaron en su caprichosa elección. Pero parece que aquí la suerte no corrió a su favor.

De hecho la antigua colonia que se encuentra debajo de la actual capital, es seguramente la más pequeña de las fundadas por los romanos. Tanto es así que sorprende el hecho de que las fuentes clásicas la nombrasen en primer lugar, y acto seguido nombrasen la que hoy se cree fue la mayor de las colonias fundadas por los romanos en Mallorca; es decir Pollentia.

Posibles restos de un alcantarillado formado por zanja en la roca cubierta con losas


Así las cosas, todo apunta a un gran error mantenido la friolera de casi 5 siglos. Pero uno se pregunta, Si no se Palmae Urbis, ¿cuál es la colonia romana que se encuentra debajo de la actual capital?. La respuesta a esta pregunta no es simple, si así fuera la cuestión ya la tendríamos resuelta hace mucho tiempo. Sin embargo si admitimos que la Palma (o mejor dicho la Palmae Urbis Pliniana) romana no se encuentra debajo de la actual capital, y que las fuentes clásicas citaban sus colonias por grado de importancia y por tanto puede ser también de tamaño, debemos concluir que el nombre de la actual capital no es en realidad Palmae Urbis, sino que se trataría de alguna de las dos también citadas y hoy en día todavía no localizadas de Guium o Tuscis.

Parece plausible que el original y verdadero nombre de nuestra actual capital, podría ser exactamente el topónimo de Guium. De este modo, y teniendo en cuenta el orden de magnitud establecido anteriormente, le correspondería Tuscis. En cualquier caso aquí lo que pretendemos no es resolver cuál es su exacto nombre original, aunque nos decantamos por el de Guium. Con este posicionamiento aunque aumentamos la probabilidad de acertarla, ésta no deja de ser de tan sólo un 50% a favor si no aportamos otras pruebas adicionales.

Según nuestro estudio territorial, todas las trazas estudiadas nos indican, y nos llevan a pensar, que la principal colonia romana se encuentra oculta (y seguramente extremadamente expoliada a lo largo de los siglos) hoy en día en la conocida finca de sa Vall d’en March en el municipio de Ses Salines. Donde por otro lado se encuentra a tan sólo 1.5 millas romanas (como se ha podido constatar sucede en otras colonias) de la necrópolis romana más importante descubierta en Mallorca conocida como Sa Carrotxa situada en la entrada del pueblo de Ses Salines. De este último pueblo cabe recordar que en su subsuelo se encontró el primer campamento romano construido por Quint Cecili Mètel en los primeros momentos de la invasión.

Posibles restos de una calzada



Si las trazas parcelarias actuales de esta la colonia que analizamos en sa Vall nos la presenta como la más grande de todas con unas 20 Ha frente a las 12 Ha que le otorgan a Pollentia (la colonia que queda debajo de la actual capital tan sólo tuvo unas 6 Ha.), no queda otra cosa que concluir que efectivamente se trata de la Palmae Urbis citada por Plinio.

Cabe recordar aquí las palabras de dicho autor clásico en el sentido de que la sitúa a 12.000 Passum de Cabrera, justo la distancia que separa esta isla de la línea de costa que se encuentra cerca del punto que aquí proponemos se halló la capital romana.

De esta forma podemos concluir que en el sur se situó la principal colonia romana de Palmae Urbis cerca de la principal necrópolis y campamento conocido, pero también cerca de la principal explotación salinera de la época romana y de dos puertos importantes de este litoral (uno en el documentado puerto tardo-romano debajo del actual, y el otro donde hoy día se encuentran las salinas) en la población costera de la Colonia de Sant Jordi. Es precisamente esta situación cerca del primer campamento lo que pone en evidencia que éste es en realidad la Palma Altam que aparece en las primeras citas medievales (topónimo que no tendría sentido en territorio llano de la actual capital) seguramente referidas a este lugar de sa Vall de March y no al de la llanura de la Palma actual.

Posibles restos de un alcantarillado formado por zanja en la roca cubierta con losas

En el norte, los romanos situarían la segunda colonia de derecho romano en importancia y tamaño, la ya por todos conocida Pollentia (alrededor del actual municipio de Alcudia). Mientras que posiblemente, y esta única vez en contra de la premisa del orden por tamaño, vendrían las dos colonias de derecho latino, una Guium la más pequeña, situada al oeste de la isla debajo de la actual capital de Mallorca (Palma de Mallorca), mientras que el otro Tuscis, seguramente la más controvertida de todas, y la de más difícil interpretación, aunque mayor que la anterior, tuvo que encontrarse en el este de la isla. Ésta última seguramente se fundó sobre un poblado talayótico preexistente, de modo que la colonia latina fue refundada (es decir reordenada según el modelo hipodámico romano) posteriormente.

Un hecho de tal magnitud no puede quedarse más tiempo sin resolver. La actual tecnología de prospección nos permite con un reducido coste conocer de una vez nuestra propia historia, tanto por los mallorquines en general, como por los ciudadanos en particular. Por tanto lo que aquí se propone es recabar fondos económicos para llevar a cabo dicha prospección del sitio, pero por encima de todo informar de los últimos avances en su conocimiento científico.

Carta Portulana del segle XV de Battista Beccari (1435, Parma, Biblioteca Palatina, ms. Parmese 1613)

Carta Portulana del siglo XV de Battista Beccari (1435, Parma, Biblioteca Palatina, ms. Parmese 1613), donde aparecen grafiados una serie de puertos de la costa mallorquina y en concreto del Migjorn que aquí nos interesa. El puerto que aparece situado junto al actual Cap Salines, se grafía como Palme (tal vez Pailme). Otra referencia anterior es la que obtenemos de Macià de Viladesters (1413, Paris Bibliottèque Nationale, Dep. Des Cartes et plans, Rés. Ge. AA 566), este grafía en su portulán “Le Palmer” en la zona del actual Cap Salinas. De hecho el Cabo Salinas también se cita claramente como C. Palma junto con otros Cabos como el C. Lapera y C. Formenter (por tanto Cabo de Palma, Capdepera, y Cabo de Formentor) en una carta de Abrahamus Ortelius: Theatrum orbis terrarum. Antuerpiae, ap. Cristophorum Plantinum,

BIBLIOGRAFIA – BORRÀS Seguí, Antoni “Identificació de les traces d’una possible colònia romana a Mallorca”Revista de l’Institut d’Estudis Baleàrics, 96-97 (octubre 2009 – febrer 2010), p. 167-178.

https://romanmallorca.wordpress.com/