Navegantes de Mallorca rinden homenaje a las sabatinas

Navegantes de Mallorca rinden homenaje a las sabatinas

Casi medio centenar de embarcaciones procedentes de diferentes clubes náuticos de Mallorca se han congregado este domingo en Sa Ràpita para celebrar un evento histórico: la 1ª Trobada Sabatinera, organizada por el Club Nàutic Sa Ràpita (CNR) para rendir homenaje a las populares regatas sociales sabatinas y a sus pioneros en el club que las vio nacer.

Su historia se remonta a principios de los años 80, cuando varios socios del CNR decidieron empezar a reunirse los fines de semana para disfrutar de navegar en sus cruceros y, a continuación, celebrar una comida de hermandad en la que comentar la jornada, charlar sobre la regata y estrechar lazos. Al ser el sábado el día escogido para celebrar estos encuentros, se les llamó sabatinas. La idea tuvo tal éxito, que muy pronto, otros clubes se sumaron y empezaron a organizar sus propias sabatinas.

Cuatro décadas después, regatistas procedentes de clubes náuticos de Palma, Can Pastilla, S’Arenal, Portocolom, Porto Cristo, Porto Petro y Cala Ratjada se han reunido este fin de semana en el CNR para participar en la 1ª Trobada Sabatinera. De hecho, organizaron para la víspera, el sábado 26, sendas regatas para embarcaciones de clase crucero desde estos puertos hasta Sa Ràpita, club anfitrión en el que pernoctaron tras ser recibidos con un pa amb oli de bienvenida para al día siguiente celebrar la Trobada, consistente en una regata y una torrada de hermandad.

A las 11 de la mañana del domingo se ha dado la salida de la regata, de 9 millas de recorrido. La flota ha zarpado con viento del norte de entre 9 y 13 nudos desde la bocana del club para dirigirse al islote de Na Corberana (situado frente al faro de la Colònia de Sant Jordi). Tras dejar el islote a estribor para navegar hasta el faro de S’Estalella, (S’Estanyol) la intensidad del viento ha bajado hasta los 7 nudos, pudiéndose apreciar la pericia de muchas de las tripulaciones trabajando con spinnakers y gennakers con vientos portantes, para concluir ciñendo para regresar a la línea de meta situada en la bocana del club de Sa Ràpita.

default

En ORC, la embarcación ganadora de la regata ha sido el “Abracadabra” de Mark Sadler, un melges 24 con base en el CN Arenal. A continuación se sitúan el “B First” de Manuel Cavaller (RCN Palma) y el “Kyo V” de Guillermo Duran (CMSAP-Can Pastilla).

En cuanto a la clasificación con Rating Internacional (RI), se ha disputado un duelo familiar decantado a las nuevas generaciones, ya que el “Cohoe” de Joan Lladó (CN Sa Ràpita) ha resultado vencedor, imponiéndose en tiempo compensado a su padre, Joan Lladó (CN Sa Ràpita) Armador y patrón de “S’Indio III” . En tercer lugar, cierra el podio en RI el “Isis” de Bartomeu Mas Barceló (CN Porto Colom).

Puede consultarse la clasificación completa en este enlace

Como colofón, las tripulaciones se han congregado en torno a una gran torrada ofrecida por el CNR, con más de 120 asistentes que han podido comentar la regata y rendir tributo a los pioneros de las sabatinas entregándose al pilar más importante de estos encuentros: la vertiente social y de hermanamiento entre navegantes en torno al amor por el mar.

El CNR quiere agradecer especialmente a todos los regatistas participantes, tanto los socios del club como los que proceden de otros clubes. Además de los ya mencionados, se han trasladado para participar en la Trobada, por parte del CN Arenal, el “Dumia” de Aina Jordi,  “Bulla” de Alberto Torres, “Morfeo” de Pedro Siquier y  “Martini” de Biel Dols. Por parte del RCN Palma, “Azuree” de Eduardo Horrach, “Pramnos Tree” de Miguel Ángel Cernuda y el “Vegemite” de Bradley Favelle. Por parte del CN Porto Colom, el “Dunia” de Bartomeu Bauçà i Fiol, “Moorea” de Sebastià Sureda Ramón, “Barzac” de Bartolomé Ginard Obrador y el “Calistro” de Antonio Lorente Hernández. Por parte del CN S’Estanyol, “Huayra” de José Antonio Martín. Por parte del CN Sóller, “American Girl” de Paco Trujillo y en representación del CN Portitxol, “Maribel” de Antonio Arnau.

Sin duda se ha vivido una jornada de éxito que se repetirá en 2023 y para la cual el club redoblará esfuerzos para que esta reunión de sabatinas se convierta en un evento imprescindible en el calendario de regatas del club y de los regatistas y navegantes de las islas.